A finales del siglo XIX, con la aparición del microscopio comienza la historia del estudio del SN.

Camilo Golgi crea una tinción que se fija con dicromático dipotásico y se tiñe con nitrato de plata, y que muestra por primera vez las diferentes secciones de una neurona. Es el responsable de la teoría reticular, que afirma que todas las neuronas están conectadas.

Ramón y Cajal propone la doctrina de la neurona, en ella figura el principio de polarización dinámica, que es la diferenciación en la forma según el sentido del flujo de información (desde las dendritas hasta los axones). También figura el principio de especificidad de las conexiones, que dice que las neuronas no estaban conectadas físicamente sino que existía una hendidura sináptica entre las neuronas en regiones concretas.

Cajal decía: conocer el cerebro es conocer la fuente material del pensamiento y la voluntad…

La neurona es la unidad estructural del SN. La membrana de las neuronas desempeñan una función muy importante: es la región donde se produce y propaga el impulso nerviosos. Existen canales iónicos y donde se produce el potencial de membrana. También hay receptores, que abren cerraduras abiertas con distintas llaves.

En la neurona se pueden distinguir tres zonas: el cuerpo celular, las dendritas y el axón

El cuerpo celular o soma: tiene una forma variable, el núcleo es bastante grande y con una membrana porosa. Los nucléolos son muy patentes, activan la síntesis de proteínas para poder generar los canales iónicos que permiten los fenómenos eléctricos de la neurona. Además se requiere toda la maquinaria para la síntesis de los neurotransmisores.

El aparato de Golgi está muy desarrollado y se encarga de la síntesis de vesículas. Los microtúbulos (25/28mm), microfilamentos y neurofilamentos se encargan del soporte y transporte intracelular. Los neurofilamentos o neurofibrillas, de unos 10 mm de diámetro, son los elementos que retienen la tinción de Golgi, la modificación de estas proteínas está relacionada con el Alzheimer, formándose ovillos neurofibrilares. Los microfilamentos, de unos 3/5 mm de diámetro, lo forman polímeros de actina, que les otorga de gran flexibilidad para adoptar formas.

El retículo endoplasmático rugoso, que retiene la tinción de Nissl, es una zona de metabolismo muy activo y de producción de proteínas.

Las mitocondrias aportan energía y con sus vesículas regulan el metabolismo del calcio.

Las dendritas: tienen forma de ramas de árbol, se desarrollan en los primeros meses de vida, tienen relación con la infancia y el aprendizaje. Tienen bastante plasticidad, lo que está relacionado con los nuevos comportamientos. Si función es la recepción.

El axón: Tiene forma de tubo alargado, dentro del axón está el cono axónico, que desarrolla una función integradora de la información que recibe la neurona. Su longitud puede variar desde 100 micras hasta 1mm. El axón realiza varios tipos de transporte:

Transporte Axónico anterógrado rápido: viaja a una velocidad entre 0.1 y 10 micras por segundo. Se transportan orgánulos, vesículas y neurotrofinas. Es responsable de las Kinesinas.

Transporte Axónico anterógrado lento tipo A: Viaja a una velocidad de 0.2-1mm/día. Transporta tubulinas y neurofilamentos. Responsable del SCa.

Transporte Axónico anterógrado lento tipo B: viaja a una velocidad de 2-8mm/día, transporta actina, espectrina, y proteínas citoplasmáticas. Responsable de SCb

Transporte Axónico retrógrado: viaja a 1-5 micras/seg, Transporta kinasas vesículas lisosomales, y neurotrofinas. Responsable de deneínas y kinesinas.

Estos mecanismos de transporte necesitan aporte de energía (ATpasa). Un mismo microtúbulo puede realizar el transporte en ambos sentidos.

Este mecanismo es el que permite las técnicas de trazado retrógrado, como la peroxidasa de rábano. Existe incluso el transporte transináptico, como en el virus del pollo o el herpesvirus.

En el axón también se encuentra el telodendron, que es un conjunto de botones terminales o terminales sinápticos. Se distribuye la información a través de las colaterales axónicas. En el axón se produce la conducción saltatoria, concretamente en los nódulos de Ranvier, por tanto, su función es conductora, y su velocidad es de 20-1 micras entre 100 -5 m/s, y menos de una micra 2m/s.

 

Una neurona se puede clasificar según sus prolongaciones:

Las neuronas bipolares tienen una dendrita y un axón, es la forma más primitiva, y forma parte de los sistemas sensoriales de los vertebrados, como la retina o el sistema olfatorio.

Las neuronas unipolares tienen una o ninguna prolongación. Se encargan de la información táctil,

nocioceptiva (dolor) y además forman las células amacrinas de la retina.

Las neuronas pseudounipolares tienen un axón periférico y un axón principal, son típicos de los invertebrados y del sistema sensorial de los mamíferos. Se localizan en el soma, en los ganglios periféricos

Las neuronas también se pueden clasificar según su función:

Sensitivas o sensoriales: se encargan de captar estímulos eferentes (que llegan) que transmiten a los centros nerviosos, forman los nervios craneales y espinales, y los ganglios espinales de la rama dorsal.

Efectoras secretoras: estimulan las células glandulares.

Efectoras motoras: También llamadas motoneuronas. Estimulan las células musculares, forman los nervios craneales y espinales (motoneuronas inferiores de la ME)

Neuronas asociativas: son interneuronas y motoneuronas superiores que acaba en la ME. Son

responsables del procesamiento de la información, y son multipolares de axón corto.

La glía: fue descubierta por Rudolf Virchow. Existen varios tipos:  astrocitos, oligodendrocitos, células de Schwann y las microglías.

Los astrocitos tienen forma de estrella, tienen un tamaño bastante grande, entre 20 y 40 micras, son el tipo de células gliales más frecuente en el SNC. Hay dos tipos de astrocitos: los fibrosos, que se encuentran en la sustancia blanca, y los protoplasmáticos, que están en la sustancia gris. También están los astrocitos epéndimos, que recubren las paredes de los ventrículos. Los astrocitos, durante si desarrollo, pueden servir como glías radiales.

Entre sus funciones se encuentra la de dar soporte estructural.

Separan y aíslan a las neuronas, tienen bombas de potasio en sus membranas, que se encargan de retirar el K sobrante de la actividad neuronal.

Captación de transmisores químicos: EL GABA y el glutamato son captados y transformados en glutamina, que se entrega después a las neuronas.

Fagocitosis de desechos o gliosis reactiva.

Suministra nutrientes a la neurona, como el glucógeno, que lo convierte en glucosa. Mantiene la barrera hematoencefálica rodeando a los capilares.

Los oligodendrocitos se encargan de producir la envuelta de mielina que rodea al axón. Hay algunas regiones libres de protección que se llaman nódulos de Ranvier. Un único oligodendrocito puede mielinizar

diferentes segmentos de un axón o incluso envolver diversos axones, entre 20 y 60. También pueden envolver a somas de neuronas no mielinizadas, lo que les proporciona cierto sostén. Se encuentran exclusivamente en el SNC. Existen dos tipos de oligdendrocitos:

Los oligodendrocitos satélites, que rodean al soma y no se conoce su función. Los oligodendrocitos interfasciculares, que rodean a los axones.

Durante el desarrollo la formación de mielina por los oligodendrocitos, parece inducida por la presencia de astrocitos. La mielinización comienza en el tercer mes de vida fetal, pero continua hasta la adolescencia. Un deterioro en la mielina produce un deterioro en la actividad cerebral, como la esclerosis

Las células de Schwann: su función es producir la envuelta de mielina que rodea al axón. Una sola célula solo envuelve un axón completo (mesoaxón), no como los oligodendrocitos, igualmente a éstos, las células de Schwann también pueden envolver a somas de neuronas no mielinizadas, lo que les provoca cierto sostén. Se localizan exclusivamente en el SNP, y también cumple funciones de fagocitosis como la microglía en el SNP. Las células de Schwann se forman durante el desarrollo, a diferencia de los oligodendrocitos, la formación de mielina por las células de Schwann parece inducida por los propios axones.

La microglía: no constituyen más del 10% de las células de la glía, son muy pequeñas y aparecen en zonas donde se ha producido una lesión, y se encargan de fagocitar las células muertas o dañadas, cicatrizando la zona.